Laboratoria: Los puestos de trabajo para desarrolladoras están en todas partes

0
162

Laboratoria, la empresa social que forma a mujeres de bajos recursos, pero con mucho potencial, como programadoras tecnológicas, viene obteniendo grandes logros a nivel de empleabilidad de sus egresadas. Para hablar más sobre ello, Ana María Martínez, su directora, estuvo presente en el Scope 2016 de Timov, Cofide y la Universidad de Lima.
Ana María explicó que el proceso de Laboratoria tiene tres etapas:
Selección: “Nos enfocamos mucho en las habilidades socio emocionales, no tanto en habilidades técnicas porque estas se pueden construir sobre una base sólida de perseverancia y ganas de superarse”.
Programa: Dura dos años, pero el primer semestre es el intensivo y el que las prepara para trabajar.
Colocación laboral: En empresas de todo tipo donde se insertan y continúan creciendo y durante el trabajo también continúan recibiendo educación y empiezan a pagar por el programa con los nuevos ingresos que van recibiendo.
Laboratoria empezó en Lima y se expandió a Arequipa, Chile y México. “En lo que va de tiempo, que son menos de dos años, ya son 200 graduadas y 300 estudiantes, y tenemos un 70% de empleabilidad promedio”, dijo Ana María.
Agregó que cuando consiguen trabajo, las programadoras triplican sus ingresos en Perú y si logran trabajar en EE.UU. el impacto de ingresos es 10 veces mayor. “Esto nos anima a buscar colocarlas en ese país donde hay un mercado gigantesco. Además también contamos con una red de alrededor de 200 empresas empleadoras donde ubicar a nuestras graduadas”.
Empleabilidad
“Este segmento de desarrolladores de software es el segmento laboral más grande en el mundo de la tecnología”, dijo Ana María, y agregó que ella considera haber aprendido cuatro lecciones importantes:
Primer aprendizaje:
La demanda de desarrolladores crece y es muchísimo mayor a la oferta: “La industria de las TICs es muy grande, casi 4 trillones de dólares, es lo que mueven. En el 2014, en EE.UU. eran 1.8 millones de desarrolladores de diferentes tipos de software y sistemas y es el segmento que abre más puestos de trabajo cada año”.
Segundo aprendizaje:
El segmento de software proyecta crecer más: “Crece más del 20% desde el 2012 hasta el 2022. La necesidad de talento en EE.UU. es tan grande que es una prioridad del gobierno americano, atraer talento local e internacional, a través de la iniciativa Techhire. Hoy hay más de medio millón de puestos de trabajo que se quedan abiertos en EE.UU. por falta de talento, lo cual es una pérdida para la economía de ese país y para las empresas que no logran llenar esos puestos y poder acelerar su innovación”.
Ana María agregó que el problema de EE.UU. también se vive en Latinoamérica y se estima que para el 2019 también se necesite cubrir medio millón de puestos para desarrolladores y para el 2025, según estimaciones del BID, sean 1.2 millones de desarrolladores que se necesiten en Latinoamérica.
Justamente por esta necesidad, es que se apostó por crear Laboratoria, pues hacen falta también, más mujeres en tecnología. “En el mundo, las mujeres en tecnología son apenas el 10%, pero la realidad demuestra que en todos los sectores, la diversidad de género impulsa la creatividad, pues donde hay hombres y mujeres interactuando se ven los problemas de manera distinta y se logra más creatividad e innovación”.
Conoce más sobre Laboratoria aquí: www.laboratoria.la/postula/peru 
Fuente: Revista Gan@Más